Crítica de la lista: Rock Progresivo

Crítica de la lista: Rock Progresivo

    •  In the court of the Crimson King – King Crimson
      King Crimson fue fundada en Londres en 1969. Es considerado uno de los grupos pioneros del rock progresivo de los años 70, y uno de los pilares del género más allá de su diversificación sonora y mutaciones estilísticas, de las que ha tenido muchas, pero siempre girando en torno a lo que sería su tótem, Robert Fripp, gran guitarrista, y tremendo experimentador.
      El tema que hemos elegido viene incluido en lo que sería su primer disco del mismo título y de 1969 y que muchos expertos coinciden en que fue el primer disco del estilo musical que se definió como rock progresivo. Con la voz de Greg Lake podemos ver todos los componentes de este estilo musical, con prolijo uso del mellotrón, con ambientes quizá excesivos en su instrumentación, pero en la esencia una bella melodía que permanece perfectamente vigente.
      A destacar que como miembro aparece Peter Sinfield como letrista e “iluminador”. En los conciertos no sabemos qué hacía. Bueno iluminar!!!.

    • Tomorrow´s people – McDonald and Giles
      Considerado por muchos como uno de los mejores discos de este estilo, se graba en 1971 coincidiendo con la marcha de estos dos músicos de King Crimson una vez que Greg Lake y Robert Fripp se habían impuesto en el liderazgo por un estilo musical distinto. Como tal ha tenido mucha influencia posterior, incluso siendo “sampleado” el solo de batería de Gilles en este tema por Beastie Boys.
      Podríamos decir que este grupo era la copia de King Crimson si le quitases las partes más oscuras de su sonido, creando un ambiente más vitalista y abigarrado que en mi opinión sigue muy vigente en la actualidad.
      Desgraciadamente después de grabar este disco se disolvieron y no volvieron a editar nada nuevo, aunque leí el otro día que Ian McDonald estaba grabando de nuevo.

    • From the beginning – Emerson, Lake and Palmer
      De este grupo al igual que de Genesis nos hemos permitido incluir dos temas en la lista dado que, por su relevancia, creemos que se lo merecen. De nuevo la idea de supergrupo, juntando a Keith Emerson, teclados de The Nice, de formación clásica y tremendo improvisador, Greg Lake que venía de King Crimson huyendo de la locura de Robert Fripp y Carl Palmer, reputado baterista de Atomic Rooster.
      Este tema fue incluido en Trilogy, y compuesto por Greg Lake, y nos presenta una grabación acústica y de gran belleza (para mí una de las canciones más bonitas jamás escritas) y que paulatinamente va dando entrada a la guitarra eléctrica, al bajo y una percusión suave que finalmente da entrada al sintetizador Moog de Emerson, con un sonido que en aquella época resultaba tremendamente novedoso y que se convirtió de alguna manera en la seña de distinción del grupo.

    • Under the summit stars – The Enid
      Grupo bastante desconocido y que aunque sigue haciendo conciertos, ha tenido tantos cambios que podríamos hablar de varias formaciones distintas, si bien su hilo conductor ha sido siempre el antiguo miembro de Barclay James Harvest Robert John Godfrey.
      La característica dominante es la aproximación (dentro de la absoluta anarquía que reinaba ante la falta de un liderazgo clave) a lo que denominaríamos la música clásica (algunos llaman a este estilo musical rock sinfónico).
      En esa anarquía todavía tenemos peleas por sus derechos y el tema escogido que está incluido en el álbum “In the región of the Summit stars” se editó bajo dos marcas discográficas (1976 y 1984) y como disco pirata con lo cual os podéis imaginar el lío. Hemos incluido la que nos gusta más, la de 1984.
      En 2010 lanzaron un álbum nuevo e increíblemente para lo que se estila hoy en día, tuvieron un buen éxito de ventas. A mí en su momento no me gustaban mucho, pero debo reconocer que con el tiempo he ido penetrando cada vez más en su estilo y hoy en día les escucho con una cierta asiduidad.

    •  A song for all the seasons – Renaissance
      De nuevo grupo muy difícil de catalogar. Comienzan dedicados al rock esencial como escisión de Cactus, y poco a poco van cambiando a todos los miembros hasta que se mueven al territorio del rock progresivo/sinfónico, para terminar moviéndose en torno a lo que podríamos denominar un folk sinfónico (de hecho hemos incluido su tema más conocido Northern lights en la lista de folk que ya está en Music Corner: http://www.musiccorner.es/critica-de-la-lista-electric-folk).
      Incluida en el álbum del mismo nombre (1978) Annie Haslam como vocalista (pocas voces tan bonitas en la historia de la música moderna) y Michael Dunford (recientemente fallecido) con las guitarras y compositor principal, desarrolla este larguísimo tema de más de 10 minutos en el que quedan incluidas todas las esencias de este estilo, es decir, sobreabundancia instrumental (en el límite del histrionismo), largos desarrollos y lo que podríamos decir varias canciones en el mismo tema, y con el colofón final del solo de guitarra de Andy Powell invitado de Wishbone Ash.

    •  Fountain of Salmacis – Genesis
      La idea de incluir dos temas de Genesis viene motivada porque hay tres momentos en la historia de este Grupo. La formación primigenia, la segunda (nuestra favorita) y con la que se graba este tema que hemos elegido, y la que queda después de la desbandada del Grupo. Aquí tenemos a Steve Hackett a la guitarra, Phil Collins a la batería, Peter Gabriel a las voces, Tony Banks a los teclados y Mike Rutherford al bajo. La sombra de Anthony Phillips anterior guitarrista está permanentemente sobrevolando y en algunos temas participa en su composición.
      Este tema viene incluido en el disco Nursery Cryme y hace referencia a la Ninfa Salmacis que en la mitología griega trató de violar a Hermafrodito con poco éxito (qué profundos e intelectuales eran).
      Incluye todos los factores que hemos venido comentando, con gran instrumentación, gran voz de Peter Gabriel y un largo desarrollo con diferentes tempos. Muy ilustrativa.

    • Survival – Yes
      De nuevo uno de los grupos seminales de este estilo y quizá el de mayor éxito comercial. Compuesto por grandes instrumentistas Peter Banks (guitarra), el vocalista Jon Anderson, bajo Chris Squire, teclados Tony Kaye, y batería Bill Bruford . En este tema al tratarse de su primer álbum, no están los que finalmente se convirtieron en líderes e imágenes del grupo Steve Howe a la guitarra y Rick Wakeman a los teclados.
      En este tema predominan las armonías vocales y los teclados, en un tema que para mi opinión es de lo mejor que han hechos. Los “Yessologos” que los hay y muchos, dirían que hay muchos temas que incluir antes que éste y que no es representativo de las esencias del grupo etc., pero hemos decidió incluirlo por su belleza.

    • Tuesday afternoon – The Moody Blues
      Aquí seguramente tengamos líos. Mucha gente considera a los Moodys un grupo menor e impropio de una lista de estas características el incluirles. Estoy en absoluto desacuerdo. Me parecen uno de los grupos de mayor influencia en la historia de la música. Dejando aparte la sobredosis de sirope que significa el “Nights in White satin” (tema que nos hemos negado a incluir), su legado ha sido de gran influencia en muchos ámbitos de la música.
      Por ejemplo, Mike Pinder su teclista fue de los primeros en experimentar con el mellotrón, crearon esas murallas de sonido (de ahí el término sinfónico, porque parecía que tenían una orquesta sinfónica por detrás) y fueron de los primeros (este mes hará 50 años) en reunir a la London Festival Orquestra y grabar un álbum entero con ella (Days of future passed)
      De esta grabación hemos escogido el tema que salió como primer sencillo por delante del “Noches de blanco satén” (joder qué título cursi), demostrando escasa visión comercial en la elección. Han pasado 50 años y sigue siendo un tema muy bonito con un sonido perfecto y la voz de Justin Hayward bordándolo.

    •  Exposure – Robert Fripp
      En 1979 y en uno de los paréntesis en la existencia de King Crimson, Robert Fripp se traslada a vivir a New York, donde conoce de primera mano la explosión de los primeros grupos de lo que luego se vino a catalogar como el “punk rock”, donde incluso llega a actuar con Blondie y se hace amigo de Brian Eno.
      El tema no es fácil, y bajo una base rítmica hipnótica, la voz de Terre Roche se desgañita y consigue un efecto desasosegador que hace que el tema se te quede grabado. La primera vez que lo oí no me gustó nada y me pareció un tema desechable, pero debe ser que por entonces (1985) no debía estar preparado y buscaba demasiado la melodía.
      Cuenta con la colaboración de Peter Gabriel que posteriormente lo grabó en forma orquestal en una reciente grabación Here Comes the Flood.
      Las letras son de una conocida poetisa en el ámbito anglosajón llamada Joanna Walton, ya fallecida y que por entonces era la pareja de Robert Fripp.

    • Air born – Camel
      Grupo liderado por Andy Latimer y Peter Bardens que gozó de un gran éxito y de mucho prestigio a nivel de los seguidores de este estilo musical y especialmente en España, donde incluso RTVE llegó a transmitir su famoso concierto desde el Hammersmith. Vinieron con una cierta frecuencia y yo creo recordar que fue en el Monumental donde les vi por primera vez.
      Este tema (1976) viene recogido en su grabación más conocida Moonmadness y es composición de Andy Latimer (dudamos si incluir el más conocido “Spirit of the water”). A destacar el sonido de flauta tan característico de Camel (Andy Latimer) y una orquestación un poco subida de tono, pero que nos da un tema muy bonito y quizá podríamos decir emblemático de este estilo musical.

    •  In the land of grey and pink – Caravan
      Uno de los representantes de lo que se pasó a denominar sonido Canterbury, con los hermanos Sinclair al frente del grupo. Sus grandes desarrollos instrumentales con altas dosis de grandilocuencia les hacia figurar en tono destacado entre las prominencias del rock progresivo. La mezcla del rock psicodélico con el jazz y la música clásica se convirtieron en las señas de distinción de este grupo.
      No tuvieron gran éxito en su momento, si bien el disco del mismo nombre que la canción que hemos incluido, es bastante valorado por los expertos y se siguen produciendo reediciones de forma habitual, incluyendo largos desarrollos instrumentales que en su fecha fueron desechados. De hecho he adquirido recientemente la reedición de este álbum y me sigue gustando mucho, entre otras cosas, porque tiene muy desarrollado el sentido melódico de los temas, cosa que no prima en otros grupos de este estilo.
      En mi opinión el resto de las grabaciones no estuvieron a la altura de este álbum y por eso hemos seleccionado este tema.

    •  Lucky man – Emerson Lake and Palmer
      No nos vamos a extender mucho con este tema, dado que en esta misma lista ya hemos hablado del grupo. Como anécdota comentar que Carl Palmer fue la segunda elección, dado que la primera fue Mitch Mitchell baterista de Jimy Hendrix. El mejor guitarrista de todos los tiempos, al saber de la formación del grupo, solicitó unirse a ellos y comenzar una gira con lo que sería HELP, pero desgraciadamente la muerte de Hendrix impidió que esto fructificara.
      Este tema fue su mayor éxito comercial y el apocalipsis final de Moog es algo que se te queda grabado cuando lo oyes. Encuadrado en su primer trabajo, del mismo nombre que el grupo, este tema era una excepción al contexto general de adaptación de temas de música clásica a las visiones que sobre ella tenían estos músicos y especialmente Keith Emerson.
      Alegoría (Lucky man sería algo así como Afortunado) que relata la euforia previa de un soldado, (el honor y la gloria), antes de ir a la guerra y la muerte en el campo de batalla.

    •  Your own special way – Genesis
      El grupo se desmantela con la marcha de Peter Gabriel y ante la falta de vocalista Phil Collins decide encargarse de las voces en el siguiente trabajo, llamado “Wind and Wuthering” (referencia al Wuthering Heights de Emily Bronte). Además es el último en el que Steve Hackett participa como guitarrista.
      En un principio denostado por los componentes del grupo, hoy en día reconocen que fue uno de sus trabajos más afortunados.
      El álbum presenta un tono mucho más sombrío y menos experimentador que los anteriores, pero sin embargo incluye uno de los temas más bonitos jamás escritos (Mike Rutherford), que es el que hemos escogido para incluir en la lista. Cualquiera de los demás sería más sintomático de este estilo musical, pero este es tan bonito….

    • Anna Boleyn – Rick Wakeman
      Pianista de extracción clásica, es considerado por muchos como uno de los grandes teclistas de la historia del rock. A mí no me lo parece, ni me gusta especialmente, pero pensamos que tiene la suficiente relevancia como para poder ser incluido en esta lista.
      Músico de sesión (es el famoso piano de Morning has broken de Cat Stevens y de Space Oddity de Bowie e incluso algún tema con Black Sabbath!!!!), comienza a destacar con su incorporación al grupo seminal Straws, para posteriormente formar parte de Yes.
      El problema es que como le gustaban los temas de más de 20 minutos (Journey to the Centre of the Earth ) y los álbumes conceptuales (Six wives of E. VIII, Arthur the King etc) es muy difícil seleccionar un tema, porque podría quedar fuera de contexto.
      Por eso nos hemos decidido por incluir a una de las seis esposas de Enrique VIII, Ana Bolena en el que la profusión de teclados hace un tema especialmente atractivo.

    • Shine on you crazy diamond – Pink Floyd
      Bueno, no vamos a hablar aquí de Pink Floyd porque dada su trascendencia, todo el mundo parece ser un experto en el tema.
      Nos vamos a limitar al tema escogido. No es uno de sus grabaciones más comerciales (como Dark side of the moon, The wall), ni de las más representativos de su época progresiva y experimental (Meddle, Atom Heart mother), ni siquiera su etapa sicodélica (Ummagumma).
      El tema escogido pertenece al álbum Wish you were here en la que la influencia de David Gilmour se hace más patente, desarrollando un estilo que yo he denominado “planeador” dado que la música se balancea de un lado a otro produciendo unos discos bastante parecidos pero de muy agradable oído como Animals o este que hemos escogido.
      Inicialmente concebida como una gran suite de 26 minutos, su excesiva longitud impedía que se grabase en la cara de un disco de vinilo, por lo que se procedió a trocearlo en 9 partes.
      Vamos a incluir por su duración un extracto de ella, que viene a recoger las partes más conocidas y reconocibles.

Sobre El Autor

Javier Amo

Apasionado de la música, comparto lo que se y la música que tengo.

Una Respuesta

  1. Gonzalo Orejas

    Hola Javier. Solo corregir un pequeño error. El disco Wind and Wuthering de Genesis, es el segundo tras la marcha de Peter Gabriel. Peter Gabriel se va de Genesis tras la grabación de The Lamb Lies Down on Broadway. A este le sigue la publicación de A Trick of the Tail, el primero en que Phill Collins ejerce de cantante. Un saludo

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.